Pedalea por la llanura del Empordanet

Como decía la canción de Lluís Llach "Mi país es tan pequeño que desde lo alto de un campanario siempre se puede ver el campanario vecino" y el más auténtico Empordà es así. Hay poca distancia entre los diferentes pueblos y una manera divertida y saludable de descubrirlos es haciendo una ruta en bicicleta.

Si no te quieres cansar mucho, puedes utilizar la Burricleta, unas bicicletas de montaña eléctricas desde Peratallada!

Este sitio web utiliza cookies. Si hay todavía vela consideraremos que usted está de acuerdo con su uso. Más información sobre cookies